| Sábado 19 de Agosto de 2017 -  05:19 pm 
<i></i><i></i><i></i><i></i><i></i>

Editorial

El virus del Zika, peor de lo que parecía

El virus del Zika, peor de lo que parecía


2016-02-03


La Organización Mundial de la Salud (OMS) dijo ayer que el virus del Zika es el principal sospechoso de la multiplicación de malformaciones congénitas en América Latina y declaró una emergencia sanitaria mundial en torno a él, que en principio nos presentaron las autoridades de la salud del país como menos perjudicial que el chikungunya, pero que se ha revelado más peligroso y que se extiende sin control por todas las regiones del país, especialmente las de pésimas condiciones sanitarias.

Desde hace algunos meses, el Ministerio de Salud de Colombia dice que poco se sabe de él y que la mayor precaución es no dejar que se reproduzca el Aedes aegypti, el mosquito que lo transmite, al igual que el dengue y el chikungunya, manteniendo siempre impolutos los depósitos de agua potable y no dejando oportunidades donde se pueda desarrollar el insecto. Ayer, tras una reunión excepcional de su comité de urgencia, la OMS dijo que hay una relación “fuertemente sospechosa” entre el virus y el aumento en América Latina de la microcefalia, una malformación congénita en niños que nacen con una cabeza y un cerebro anormalmente pequeños.

En diversas ciudades, con muchos sectores en extrema pobreza es más probable que el virus se propague si no se previene y todos estamos en riesgo, pues el mosquito puede picar a cualquiera y no se sabe los efectos que causa en cada organismo. Es imprescindible que las autoridades regionales tomen el asunto en serio y combatan con todos los medios a su alcance el virus, antes de que se convierta en una amenaza invencible; lo peor que pueden hacer es esconder la enfermedad o minimizar sus efectos para que la opinión pública tenga una buena imagen. Ya hay muchos bebés con microcefalia en Brasil y es presumible que en nuestro país los haya o habrá. Debemos combatir la epidemia con todas las de la ley.

Se ha encontrado en algunos pacientes con Zika, que son más propensos a desarrollar la enfermedad de Guillain-Barré, ese terrible padecimiento del que poco se sabe, excepto que es un trastorno autoinmune que afecta al sistema nervioso y desemboca en la parálisis progresiva de los músculos del cuerpo. Lo que se conoce hasta ahora es que, cuando se contrae el Zika, el sistema inmunitario –el que se encarga de proteger al cuerpo de enfermedades identificando y atacando a agentes patógenos– ataca a una parte del sistema nervioso periférico. Entonces, los nervios se vuelven incapaces de transmitir señales con eficiencia, los músculos comienzan a perder su capacidad de responder y los pacientes comienzan a sufrir debilidad.

Como en toda epidemia, es necesario que la gente se defienda a sí misma y no espere la acción de las autoridades. Estas deben divulgar toda la información que tengan a mano y juntos deben cerrarle el paso al mosquito. No es un mal leve, como muchos creen.

http://www.eluniversal.com.co/opinion/editorial/el-virus-del-zika-peor-de-lo-que-parecia-10020
>> Regresar